Consejos para luchar contra la alopecia

El pelo se ha convertido en una parte muy importante de nuestra imagen además de formar parte de nuestra personalidad. Si eres hombre con antecedentes en la familia de calvicie, lo más probable es que lleves bastante tiempo tratando de cuidar al máximo tu cabello, para retrasar, en la medida, de lo posible, la caída de pelo. Hay que tener en cuenta la calvicie es un proceso que siempre ha sido asociado a la herencia genética, pero no siempre tiene que ver con ese motivo. El estrés y la mala alimentación son otros de los factores que pueden afectar a nuestro cabello.

Pero este problema no afecta únicamente a los hombres, sino que también se ceba con las mujeres, aunque en menor medida. Tradicionalmente siempre se ha asociado la caía del cabello a la temporada del año en la que nos encontramos o bien según el tipo de productos que podemos encontrar en el mercado. Según algunos expertos se debe a la época del año en la que nos encontramos, épocas en las que la caía del cabello es más pronunciada debido al proceso de regeneración que está sufriendo nuestro cuero cabelludo.

La principal diferencia entre la caída del pelo entre los hombres y las mujeres, es que las mujeres lo pierden por igual en todas las zonas de la cabeza sin centrarse en ninguna zona en concreto, como si sucede en el caso de los hombres, donde los primeros signos de caída de cabello los encontramos tanto en la coronilla como en la frente o directamente en toda la parte superior de la cabeza partes iguales.